martes, 18 de diciembre de 2007

Spy vs. Spy / espai del espia (estic darrere l'espí amb un espill) /Espill vs. Espill



Aprovecho, ya que estamos con espías, para agradecer a Paul Auster por enseñarnos lo bueno que puede llegar a ser un libro y lo mala que puede llegar a ser una película. (Recomiendo fervorosamente a las personas austerianemente vírgenes que se mantengan tan alejados de ese film como puedan. Lo mismo va, quizá sin la parte de "fervorosamente" para los que incluso habiendo sido penetrados por el imaginario del autor, no hayan transitado los caminos de The Book of Illusions, que es donde el concepto de la peli tiene un nacimiento un poco más digno que ese aborto de idea que es The Inner Life of Martin Frost. No me gusta ser uno de esos blogueros amateurs que se ponen a descalificar cualquier cosa sólo porque pueden pero, ¡por favor! Siguiendo el supuesto consejo de Manohla Dargis, en una supuesta reseña que no pude encontrar: "the less said about (it) the better". Y ahora un consejo de tu amigo personal Mikel, ahorrate la plata del cine, andá a una librería y comprá The New York Trilogy, Moon Palace, u Oracle Night; o incluso, y en lo posible, All Of The Above. Y si tenés muchas ganas de que esté en audiovisual, Smoke o Lulu on the Bridge. Esta última ni la vi pero como soy un bloguero amateur la recomiendo igual.)

2 comentarios:

Chiquilín de Bachín dijo...

Me encanta que se haya convertido en un blogger amateur.

jaqueca comunal dijo...

al final vi Lulu on the bridge y no está taan buena. Mejor Smoke. La historia de Bajtin es sólo medio cierta. Él pensaba que tenía otra copia del manuscrito.